Christine Lagarde: «Debera haber sido ms audaz»

La presidenta del BCE habla de curvas de aprendizaje pronunciadas, gestin de conmociones y respiracin profunda.

Christine Lagarde entrega una pequea bolsa de papel blanco con algo sorprendentemente pesado en su interior tras cruzar el restaurante con su habitual elegancia.

Mientras se quita los guantes de cuero negro antes de estrechar la mano (hace un poco

Para seguir leyendo hágase Premium
Pruébelo por 1€ el primer mes

y disfrute de acceso ilimitado a todo el contenido web de Expansión


O suscríbase con su cuenta de Google en dos clics